Lego Película 2: El videojuego refresca a la franquicia

Cuando empecé a jugar Lego Película 2, no tenía mucha esperanza de que fuera un buen juego. Vamos, tenía todo en su contra: un juego tie-in de una película, de una larga línea de juegos de Lego con la misma y repetitiva formula. Lo que encontré fue algo que me sorprendió.

De qué trata Lego Película 2

Lego Película 2

El juego, ya que está basado en la película, sigue más o menos la historia de la misma. Sin embargo, la sigue con mucho menos detalle y más bien tiene call-backs a la película, como por ejemplo tienes una herramienta que te permite usar la cabeza de uno de los personajes. Así como mundos inspirados en lo que sucede en la película.

Así que en la película, tus amigos: Batman, MetalBeard, Unikitty están perdidos en distintos mundos, porque un extraterrestre se los robó. Tu trabajo es ir a buscarlos.

Cómo se juega

A diferencia de otros juegos de Lego, en este los mundos no son tuneles que tienes que seguir, en los cuales resolver algunos puzzles armando cosas con las habilidades de diferentes personajes. No.

Aquí, cada nivel es un pequeño mundo abierto que puedes explorar como tu quieras. Así, cada que llegas a un planeta nuevo hay una misión de la historia que hacer, pero después podrás volver y encontrar todos los secretos.

Hay 475 piezas maestras en el juego (algo así como las estrellas en Super Mario Odyssey) que encuentras flotando en lugares ocultos en cada planeta o que te dan por realizar pequeñas actividades.

Por ejemplo, hay un planeta que es el viejo oeste y aquí hay una misión para regresarle a una ranchera sus caballos, otra más en la que tienes que capturar ladrones, otra en la que encuentras oro en un río. Las misiones son cortas, pero lindas.

Construir cosas

Para avanzar en la historia y resolver algunos puzzles o hacer misiones, tienes una herramienta de construcción. Con esta puedes construir lo que quieras basado en planos de Lego. Por ejemplo, en una misión, te pedirán que construyas una casa. Tienes que ir a la herramienta de construcción, seleccionar la casa y tu personaje la construirá en unos segundos.

Además del plano para construir cosas así, necesitas piezas de Lego. Éstas las encuentras al romper otras estructuras de Lego en el mundo.

Por otro lado, hay herramientas que puedes construir que te sirven para puzzles: un trampolín, un generador de energía, un aspersor de agua y otras cosas. Para explorar los mundos y avanzar en la historia, tendrás que usar éstos en diferentes locaciones.

Habilidades, Combate y Bosses

Finalmente, tu personaje tiene habilidades (que también consigues al avanzar en la historia). Al encontrar a uno de los personajes perdidos, éstos te darán dichas habilidades. Por ejemplo, Unikitty te dará una varita mágica para agregar colores a ciertas piezas de Lego.

¡El combate mejoró! No podía creerlo. Pero después de todas las entregas, finalmente este combate no se trata solo de picar el botón hasta el final. Hay enemigos que tienes que vencer con distintas estrategias. Vamos, en realidad peleas muy poco, pero aprecio el cambio.

También hay bosses en cada nivel. Son una de mis partes favoritas. Me recuerdan un poco a los de Splatoon, en donde tienes que atacarlos con algo en el ambiente (o tu nueva habilidad) para después trepar por ellos y atacar su cabeza o la parte de adentro. El diseño de los bosses además es súper lindo, y son entretenidos de vencer.

Lo mejor

El look del juego es increíble. La verdad nunca me convenció el look de los juegos de Lego anteriores. No es que fueran feos, pero siempre pensé que tenía que haber alguna forma de hacer que estos bloques lucieran más bellos. Éste juego lo logra. Lo mejor es que al combinarse con piezas de Duplo, los mundos adquieren colores y texturas interesantes.

De hecho, uno de mis lugares favoritos es una especie de botadero en donde hay pilas y pilas de piezas de Lego. Aquí hay tractores de Duplo y otras criaturas hechas de dichas piezas. Los Lego de fondo y los Duplo encima lucen geniales.

Sin duda, el juego se luce más en los niveles que no siguen al pie de la letra a la película. Por ejemplo, el primer mundo que visitas es Apocalypseburg, es decir este mundo de Lego apocalíptico inspirado un tanto en Mad Max. El mundo es muy parecido al de la película y la verdad no es tan emocionante. Sin embargo, hay mundos que no están en la película para nada, como el de Middle Zealand, en donde hay un castillo medieval, o el del Viejo Oeste. Y éstos son mucho más interesantes.

Explorar esos mundos es divertido, hacer la misiones, encontrar las piezas maestras y cofres… a tu propio ritmo está cool. Esa es otra de las cosas que más me gustaron. Si bien no todos los mundos son tan interesantes, hay unos que de verdad me dieron ganas de que éste no fuera un juego de la película de Lego, sino uno en el que exploras los sets de Lego y ya. Supongo algo como lo que fue Dimensions, pero con la ejecución de éste juego.

Lo no tan bueno

Como decía, me gustaría que todos los mundos fueran lindos e interesantes, pero la verdad es que hay unos que pues están más bien regulares. Además, algunos se parecen, entonces no despiertan este sentimiento de seguir explorando. Creo que al juego le hace un poco de daño que sea un tie-in de la película. Si fuera algo completamente nuevo, quizá los desarrolladores podrían haber creado mundos de manera más libre.

Lego Película 2 no está tan bien cuidado como otras entregas de Lego. Me tope varios bugs, caídas de framerate y el juego de hecho se atoró y tuve que reiniciarlo.

Otra cosa que no me convence para nada, es que al final de la secuencia de historia de cada mundo, se abre un portal que te lleva al siguiente. Okay, entiendo que me quieras hacer notar que el portal existe, pero… ¿se siente un poco vacuo? Por ejemplo, en una de las historias estás llenando un camión de bloques de colores para hacer un pastel. Uno pensaría que al final vas a ver el pastel. Pero no, no hay pastel.

En otro más, te dicen que hay una ceremonia y que tienes que cruzar el sol para llegar ahí y pues lo haces y todo, pero… ¿no hay ceremonia? Creo que las historias de cada mundo pudieron cerrar mejor. Al final, todo está en el último mundo (el pastel, la ceremonia, etc), pero en realidad si tu no te fijas que están ahí… es como si todo lo que hiciste no importará.

Las habilidades están… ¿okay?

Las habilidades extra que te dan tus amigos, son útiles en sólo algunos momentos. Creo que, como las herramientas de construcción, estaría padre que pudieras construir las cosas que quieras para resolver puzzles. Por ejemplo, me tope a un dude que quería cortar su césped y aunque le construí una podadora, la misión no concluía porque necesitaba usar una en específico que estaba en otro lugar del mapa.

En realidad, las habilidades son súper redundantes y… pues inútiles. Sólo sirven casi que porque tienen plot armor. Por ejemplo, hay un dude con una soldadora (que asumo sale en la película), pero las cosas que haces con la soldadora… en realidad ¿no funcionan como una soldadora? De hecho, cuando la usas rompes bloques. 🤔

Lo peor

¿Dónde quedó el buen humor de Lego? No lo sé. La historia está contada por Lucy, y aún cuando hay algunas bromas ahí metidas en la narración, la verdad es que ninguna me dio mucha risa. Usualmente los juegos de Lego me hacían reír en sus cut-scenes, aquí las escenas no tienen voice-acting, más que algunos ruidos. La verdad es extraño, no es gracioso y en realidad no avanzan en nada la historia. Por ejemplo, cuando vences un boss, Lucy dice “y entonces pudimos seguir adelante.” No shit, Sherlock.

De hecho, la historia está tan mal contada que si no estás enterado de lo que ocurrió en la película, en realidad no vas a saber por qué diablos Batman está por casarse y ¿por qué todos van a una fiesta? Terrible.

Los ruiditos de bebé. Okay, en la película, los Duplo representan a la hermana pequeña del protagonista. En el juego cada que te enfrentas a enemigos Duplo o encuentras Duplos… hacen ruiditos de bebé. En serio quería morir cada que lo escuchaba. 🤢 Es cringey, es horrible y no, no es nada adorable.

Al final, Lego Película 2…

El juego no es malo, tiene sus cosas, pero para un fan de Lego o tu sobrinito es una buena opción.

La verdad, aún con las cosas malas, estoy emocionada con esta nueva dirección de Lego. Espero que los próximos juegos sigan el ejemplo de éste en cuanto a diseño de niveles, así como look de los mundos. Me encantaría ver un juego tipo Lego Dimensions con esta estética y con el único objetivo de explorar y construir cosas.

Lee más reseñas aquí.