Siempre he pensado que las tabletas están un hueco un poco extraño de la vida. Después de todo, no son suficientemente pequeñas para llevarlas a todos lados, y tampoco son lo suficiente grandes y prácticas para trabajar en ellas. La Lenovo Tab P11 Pro no me hizo cambiar de opinión del todo, pero sí me hizo pensar que sí hay un hueco ahí para ellas: leer cómics y ver películas en la cama. ¡Y dibujar!

La Lenovo Tab P11 Pro es una tableta Android muy poderosa que, en la versión que probamos, viene con tres accesorios muy buenos. Por un lado, su cover, por otro un pequeñísimo y práctico teclado, y una pluma inteligente para dibujar.

Especificaciones técnicas Lenovo Tab P11 Pro

Primero, veamos las especificaciones de esta bonita tableta:

ComponenteSpecs
PantallaDe 11.5” WQXGA (2560 x 1600), OLED, 350 nits, Dolby Vision™, multitáctil de 10 puntos
ProcesadorQualcomm® Snapdragon™ 730 GB
Sistema OperativoAndroid 10 (actualizable a 11)
Batería8400 mAh
Almacenamiento128GB
Altavoces4 JBL
CámarasFrontal: Enfoque fijo frontal RGB de 8MP y RGB + IR de 8 MP
Posterior: 13 MP con gran angular, enfoque automático y 5 MP con FoV
Peso485 g
Dimensiones264.28 x 5.8 x 171.4 mm
ConectividadWiFi, Bluetooth, LTE
SeguridadLector de huellas digitales
Puertos1x USB-C 3.1, 1x Pogo

Chunky boy

Como podrán ver, es una tableta bastante sustanciosa. Con una pantalla OLED de 11.5 pulgadas, no podíamos esperar menos. Tiene un peso de 485 gramos, que digamos que no es muy pesada, pero sí es un peso que vas a sentir después de cierto tiempo.

Sin embargo, no hay de qué preocuparse en ese sentido, porque viene con una bonita cover que te permite posicionarla sobre una superficie sin tener que cargarla todo el tiempo. La cover te permite ajustar el ángulo para poder verla cómodamente ya sea que estés en un escritorio, la cama o una mesa baja. Es bastante práctica.

No recomiendo: leer cómics sosteniéndola arriba de tu cara en la cama. Créanme, no es una buena idea.

Recomiendo: sí leer cómics en ella, pero panza a abajo.

Poder para trabajar (pero principalmente entretenerse)

Además de su pantalla y su peso, su procesador también es bastante sustancioso. Cuenta con un Qualcomm Snapdragon 730, que si bien no es el más poderoso del mercado, no creo que extrañes más poder.

Es suficiente para hacer multitasking en varias aplicaciones, jugar videojuegos como Call of Duty Mobile, navegar con muchas pestañas abiertas, y sí, también dibujar con un mínimo de lag entre el trazo y lo que muestra la pantalla.

Cambiar entre apps es suave como la mantequilla, así como ver imágenes sin importar la resolución.

Tratándose específicamente de poder, creo que es suficiente para trabajar. Puedes tener abiertas varias aplicaciones y cambiar entre ellas rápidamente, sin sentir que pierdes tiempo en lo que se dibujan. Escribir en el teclado tampoco genera ningún tipo de retraso, y escribir correos electrónicos o documentos es sencillo.

Ver videos en YouTube o Netflix en la resolución más alta posible tampoco es un problema para ella, y como dije, los cómics se ven preciosos sin retraso alguno al pasar la página o cambiar de panel.

Dicho esto, la tableta, como básicamente todas las tabletas, está más adecuada a hacer una cosa a la vez.

Desaté a mi artista interior (que no sabe dibujar)

Imposible no ver esta tableta y pensar “quiero dibujar en ella”. Especialmente en esta versión que viene con su propia pluma inteligente Lenovo.

No sé exactamente como funciona, pero lo que sí sé es que el retraso entre lo que dibujas y lo que aparece en la pantalla es mínimo. No voy a decir que se siente como escribir en papel, pero sí se le acerca bastante. Es fluido e intuitivo, y además de todo ¡muy divertido! Dan ganas de volverse artista.

La pluma es sensible a la presión, y esto es muy evidente incluso en cambios mínimos. Esto te permite variar un mismo trazo solamente con presionar o aligerar la pluma. Es una manera muy intuitiva y versátil de dibujar. En mi manos inexpertas puede hacer mucho con ella.

Sí se puede trabajar, pero no es lo óptimo

Esta versión de la Lenovo Tab P11 Pro viene con su propio teclado portátil. Como pieza de hardware, la verdad es que es difícil encontrarle peros. Es pequeño, delgado, ligero y queda perfectamente con la tableta.

Cuenta con su propio imán/conector, lo que hace posible conectarla en un santiamén. La tableta detecta inmediatamente el accesorio y cambia a un nuevo modo, el modo productividad.

El modo productividad es uno en el que Android (sigue siendo Android) cambia un poco de apariencia para parecerse un poco más a Windows, pensando que lo usarás sobre una superficie plana específicamente para trabajar.

Esto está increíble. Sinceramente es difícil encontrar queja de ello porque es bastante sencillo de comenzar a usar. El trackpad detecta tu dedo de inmediato y puedes usarlo para navegar sin mayor problema. Además, el layout es bastante familiar para cualquiera que ha usado Windows, e incluso puedes dividir la pantalla en dos para tener ambas aplicaciones abiertas.

Sin embargo hay que tener en cuenta que no todas las aplicaciones están acutlizadas para usar este modo, entonces algunas tenían que usarse en modo “teléfono” en una pantalla vertical. Había manera de adecuarlas a la pantalla pero no es tan rápido y no es tan intuitivo tampoco.

El teclado, aunque pequeño y mínimo es bastante cómodo para escribir. Logré acostumbrarme a él en apenas media hora, haciendo un mínimo de errores. Lo normal, y lo que es de esperarse sinceramente.

Menos fácil fue acostumbrarse al trackpad, que es miniatura. Entiendo que en algún lugar se tienen que hacer sacrificios para meter un teclado y trackpad completo en la huella de una tableta – así que no se los echo en cara. Pero igual no disfruté la experiencia.

Entonces, en conclusión – para escribir correos electrónicos, navegar internet (quizá hacer alguna investigación ligera) y hacer contenido en texto no está nada mal. Las cosas se complican cuando quieres hacer cosas más elaboradas. Por ejemplo, sufrí mucho cuando se trató de darle formato a un documento, y tuve que cambiarme a una computadora con un trackpad de verdad.

Me imagino que este set-up será ideal para personas que viajan mucho, o algunos que escriban mucho on-the-go, pero sí tengan otro dispositivo donde terminar el trabajo. Así como para tenerlo como EL ÚNICO dispositivo donde trabajes – lo veo posible pero no cómodo y podría ser que te dé túnel carpiano. Eso ya no es mi responsabilidad 😛

La Lenovo Tab P11 Pro es ideal para consumir – de todo

Uno de los aspectos para cool de esta tableta es su pantalla. Al ser OLED, y de 11.5 pulgadas, cualquier contenido que veas en ella se ve espectacular. Sinceramente es una pantalla hermosa, donde cualquier película, cómic, o videojuego se ve chulísimo.

Lo que más hice en ella fue ver Netflix y leer cómics, y todos los colores de estos se ven grandiosos. Dan ganas de que todas las pantallas de todo sean así de hermosas.

Esta pantalla hace que consumir cualquier cosa se vea hasta mejor. Le encontrarás más detalles a películas que creíste que ya conocías, y lo mismo con juegos o videos.

Para complementar la pantalla, cuenta con 4 altavoces JBL que tienen muy buen sonido. Puedes subirlo al máximo sin que éste se distorsione, y tanto medios como agudos se escuchan claros y fuertes. Como siempre, quisiera un poco más de bajos, pero considerando que estamos en una tableta, tampoco me puedo quejar.

Lo único que no disfruté tanto consumir fueron los libros electrónicos. La tableta es demasiado grande y pesada, además de que la pantalla es muy brillante incluso en la opción más leve. Así que no te pongas a leer Don Quijote en ella porque perderás la vista, probablemente.

Hablemos de las cámaras

Lo peor de la tableta son sin duda sus cámaras. En pocas palabras: no están chidas. La frontal está un poco mejor que las traseras, pero aún así no vas a producir imágenes de la más alta calidad aquí.

Especialmente en poca luz, las cámaras pierden la trama casi por completo – y con poca luz me refiero a luces de interior.

Me queda claro que éstas no fueron una gran prioridad – y con justa razón. ¿Quién diablos usa una tableta para tomar fotos? No lo hagan amigos. Especialmente no la lleven a un concierto por favor.

Digamos que para juntas en línea te sacará del apuro pero no mucho más. No esperes crear arte por aquí.

Acá una muestra, y díganme si me estoy viendo muy exigente.

Un gran dispositivo complementario

Aunque quisiera, no veo a esta tableta reemplazar mi computadora. Pero por otro lado, no creo que ese sea su propósito tampoco. Es el tipo de dispositivo que merece la pena considerar dependiendo de cuáles sean tus necesidades.

Yo lo considero principalmente un dispositivo de entretenimiento. Nunca leí tantos cómics en tan poco tiempo como en esta tableta (gracias Marvel Unlimited). Ver películas en la cama también es la cosa más fácil y natural. Incluso puedes jugar videojuegos de manera remota con PS Remote Play y un Dualshock.

Para trabajar – no tanto. Incluso con el teclado, yo creo que se hacen demasiados sacrificios para ser efectiva en el día a día. Ahora que si la quieres para viajar y no quieres llevarte una laptop – o tienes una PC de escritorio y sólo quieres un dispositivo de viaje ocasional – ésta es perfecta.

Artistas y dibujantes también deberían considerarla. La pluma y pantalla se sienten responsivas y naturales – en mi limitada experiencia. Dibujar y tomar notas fue todo un placer, y nunca sentí que mis trazos y dibujos estuvieran fuera del alcance del dispositivo. Esto sin importar que tan grande o pequeño hiciera el lienzo.

apolo

Lo mejor según Apolo

  • La pantalla es increíble: brillante, con colores nítidos, ideal para ver contenido. Nosotras lo usamos para ver cosas en servicios de streaming. Igual, para leer cómics con apps como Marvel Unlimited tiene unos colores ideales. Esto se debe a que es una pantalla OLED, y como buena OLED los negros se reproducen fielmente.
  • El Entertainment Space de Lenovo colecta todos tus servicios de streaming en el mismo lugar. Los detecta solos y puedes hacer scroll para encontrar las cosas que quieras ver.
  • Otra cosa genial de la pantalla gigante es que jugar videojuegos en ella se ve increíble. Icepack estuvo probando el juego remoto de PlayStation.
  • Siguiendo con la parte de ver contenido, sus 4 bocinas JBL son igualmente muy buenas para esto. El sonido que obtienes es bastante nítido y alto.
  • La tablet viene con su propia cover, que tiene un stand muy útil para ponerla en diferentes posiciones.
  • También viene con una pluma para dibujar o escribir sobre ella.
  • La batería dura eternidades y se carga bastante rápido.
  • Su versión de Android es muy parecida a un Android puro. Así que win.
  • Puedes iniciar sesión con varias cuentas de usuarios, por lo que distintas personas podrán tener sus cosas guardadas sin problema.
  • Tiene login con huella digital y con reconocimiento facial.

Lo peor según Shepi

  • Las cámaras no están increíbles. De hecho la posterior aún con mucha luz toma fotos bastante eh… mediocres.
  • La frontal no está tan mal y te sacará de un apuro en una videollamada.

Lo más o menos

  • Si la quieres usar para trabajar es posible… pero no como herramienta de trabajo al 100%. Sin duda te sacará de un apuro, tanto la tablet, como su teclado integrado. Seguro lograrás hacer cosas simples como mandar correos, tomar notas, navegar por web, pero para cosas más complejas… pues será más complicado. Su teclado y track pad incluidos son incómodos después de un uso prolongado.
  • No tiene Windows, alguien preguntaba por ahí, pero no, la tablet es completamente Android. Por cierto, de entrada viene con Android 10, pero ya se actualizó a 11. Todavía tendrá más actualizaciones hasta fines del año que entra, así que quizá la veamos llegar a Android 12.

Checa más de la tableta aquí.

Acá más reseñas.

Ve el stream aquí.

https://www.youtube.com/watch?v=lfPOf8yigVs&ab_channel=PixelbitsMX