Reseña: When Ski Lifts Go Wrong en donde matas gente sin querer

Cuando vi el tráiler de When Ski Lifts Go Wrong dije: “tengo que jugarlo“. Se veía como una mezcla entre World of Goo, y skis, así que, ¿qué podía salir mal?

En este juego, tienes que crear elevadores para que tus esquiadores lleguen ilesos a la cima de diversas montañas. Esto lo haces con cuerdas, madera, engranes y claro, cables.

La campaña de When Ski Lifts Go Wrong

En su modo de campaña, te retará por diferentes niveles para que construyas el mejor elevador. Cada nivel tiene tres objetivos:

  • Llevar a un esquiador a la cima de la montaña
  • Construir con el menos dinero posible y
  • Conseguir una medalla que está puesta en algún lugar del nivel.
  • Después de los primeros niveles, en lugar de que el objetivo sea llegar a la cima, será llegar sin que ninguna de tus estructuras se rompa.

En papel suena fácil, ¿no? Sólo tienes que hacer un elevador que funcione. Ya en practica es más complicado lograr los tres objetivos al mismo tiempo.

Por ejemplo, para construir una estructura más sólida, necesitarás más materiales y entonces gastar más dinero. O logras constuir eficientemente, pero no consigues la medalla. Es una encrucijada y pase más tiempo del que debería intentando vencer cada nivel con los tres objetivos.

Es en esta parte de construcción en donde más me recuerda a World of Goo. En donde debías ser lo más eficiente posible con los goos, pero también construir estructuras muy sólidas. Recuerden: triángulos, los triángulos son muy útiles para construir elevadores (y puentes hechos de goos también).

No todo son elevadores

Además de los elevadores, hay campos de esquiar en donde tendrás que construir puentes o saltos. Éstas partes son divertidas y le dan diversidad al título. Incluyen diversos vehículos como tablas de snowboard, skis, autos de nieve, bicicletas, motocicletas.

Lo mejor de las secciones de esquiadores, es que tu también controlas a estos personajes. Entonces en ocasiones aunque tu puente o rampa no esté súper bien, podrás lograrlo controlando con habilidad a tu personaje. Aunque, en realidad, mejor esfuérzate en construir bien las rampas.

Cuando tus creaciones fallan… los personajes morirán. La verdad, aunque hay sangre en la nieve, las muertes están graciosas. Quizá es por el tipo de gráficos del juego: que son coloridos y alegres, y con personajes simplistas.

Juega las creaciones de los demás

Fuera de la campaña, When Ski Lifts Go Wrong tiene un creador de niveles que puedes compartir con la comunidad. De igual forma, puedes probar los niveles creados por otras personas e intentar sobrevivir.

Otra cosa genial es que puedes exportar videos y gifs directamente desde el juego. Por si quieres compartir tus creaciones o tus fallos. Además, puedes ver las soluciones de otros jugadores, en caso de que te atores en uno.

En general, me divertí mucho con la campaña y espero que sigan agregando niveles y retos. Más allá de los creados por la comunidad. Si creen que les hacía falta algo como World of Goo, o Bridge Constructor en sus vidas, éste es una buena opción.

No tengo quejas del juego, pero sin duda no es para todos. La campaña es larga y retadora. Tiene 8 mundos, con 13 niveles cada uno. El primero es muy fácil, pero ya después se pone bien difícil. Sobre todo si quieres conseguir los 3 objetivos de cada nivel.

Está disponible en Steam y Nintendo Switch, y fue desarrollado por un estudio indie de 3 personas llamado HugeCalf.

Checa más reseñas y contenido original aquí.